Noche
inolvidable,

aquella
noche del ayer,

hiciste
en una noche algo importante

cambiaste
mi vida en un instante.

Tu
corazón y el mío palpitaron a un solo ritmo,

tus
manos me acariciaron toda,

temblorosa
de ti yo estaba.

Y apagué
mi sed en el oasis de tu cuerpo,

tu
boca me llevó al paraíso,

me
hizo conocer el sol de medianoche.

Y por
primera vez me sentí mujer.

Sibarita
te amo hoy y para siempre.